Síguenos en   

La economía española podría entrar en recesión en 2019

-

Cada son más las voces que alertan sobre una nueva desaceleración de la economía española. Lo cierto es que si se comprueba la evolución de las principales variables macroeconómicas, se puede observar un menor crecimiento. Esto, como es obvio, incrementa el riesgo de caer de nuevo en una recesión.


Fuente: INE

Durante el segundo trimentre del presente año España creció un 2,5%, según datos del Instituto Nacional de Estadística. Este porcentaje es tres décimas inferior al del trimestre anterior y está seis décimas por debajo del conseguido en el mismo periodo del año anterior.

Sólo entre julio y agosto de 2018 los afiliados a la Seguridad Social han caído en 203.000 personas. Actualmente hay 18,83 millones de afiliados a la Seguridad Social, aún lejos del máximo que se alcanzó en julio de 2017, cuando había 19,49 millones, según datos del Ministerio de Economía.

Entre 2014 y 2018 la economía española ha estado creciendo, pero en buena medida gracias a un incremento exponencial de la deuda pública. El Banco de España la sitúa en el 139,3% del PIB, o en 1,63 billones de euros. Sólo en el primer trimestre del año subió en 31.388 milllones de euros. No hay que olvidar que éste aumento del endeudamiento público permite financiar un mayor volumen de gasto.

Ahora bien, ¿qué factores explican que la economía española pueda entrar en recesión en los próximos trimestres?

En primer lugar hay que tener en cuenta que nos hemos visto muy beneficiados de la política monetaria expansionista del Banco Central Europeo (BCE). Éste organismo mantiene el tipo de interés especialmente bajo y ha estado comprando dicha deuda pública en los últimos años. Al incrementar la demanda de bonos y obligaciones, el precio de estos títulos sube. En relación inversa, el riesgo (tipo de de interés) de estos baja , con lo que la administraciones públicas pueden pedir prestado a un coste menor. En consecuencia el Banco de España es el segundo acreedor más importante del Estado (se excluyen la administraciones regiones y locales). Esta entidad tiene 207.731 millones de euros en deuda del Estado, el 21,92% del total.

El problema es que desde inicios de año, el BCE está comprando la mitad de deuda pública que compraba anteriormente, y que a partir de 2019 dejará de adquirir estos títulos. Como consecuencia los tipos de interés subirán y el Estado tendrá que aumentar el volumen de gasto financiero.

Hay otro factor especialmente importante: el precio del barril de petróleo. España solo produjó ocho kilotoneladas (kt) de crudo en junio de 2018, según datos del Ministerio de Industria, mientras tuvo que importar 4.558 kt. Es evidente que el descenso del precio del petróleo ha beneficiado a nuestro país. A partir de los datos de la agencia Bloomberg, puede apreciarse que es justo cuando la economía española tocó fondo, cuando el barril de Brent estaba más caro: el 20 de junio de 2014 llegó a los 114,81 dólares/barril. El 15 de enero de 2016, en plena recuperación; bajó hasta los 28,94 dólares/barril, y hoy se encuentra casi en los 80 dólares. Las previsiones es que el valor del crudo supere la barrera de los 100 dólares.

Deuda pública y precio del petróleo son dos variables exógenas, dos variables que no controla el Gobierno, y que por tanto, pueden hundir la economía española.


-

Comentarios

Comentar

Otras noticias

Sebastián Núñez
Aprendiz de la economía. Lector nocturno y aficionado al deporte.
 © 2017 Economía Abierta .com   |   Aviso legal   |   Política de cookies   |   Política de privacidad   |   Contacto: admin@economiaabierta.com / info@economiaabierta.com